2 estrategias para mantener bajo control tus finanzas en tu pequeña empresa

Spread the love

Ser propietario de una pequeña empresa presenta un conjunto propio de desafíos únicos y uno de los principales es no tener el presupuesto para hacer todo lo que necesitas hacer.

Una empresa exitosa necesita inversiones constantes para seguir creciendo: más gastos de marketing, mejoras en productos o servicios, conseguir que más personas se unan al equipo, etc.

No importa el tamaño o tipo de empresa, puede ser una empresa física o que tengas oficinas virtuales o una combinación de ambos mundos, la idea será la misma y es la de mantener un flujo de caja constante.

Si tienes cuidado con tus finanzas, invierte solo en lo que importa y mantente enfocado en tu objetivo final y así podrás hacer crecer tu negocio mucho más rápido.

Para ello aquí van dos buenos tips:

1) Adquiere un software de contabilidad en la nube

Esta podría ser una de las mejores inversiones que puedas hacer como propietario de una pequeña empresa. Te ayudará a ahorrar mucho tiempo, a ser más productivo y a obtener mejores resultados.

Con una buena herramienta de software de contabilidad, serás capaz de:

  • Realizar fácilmente un seguimiento de todos tus gastos (la mayoría de las herramientas te permiten tomar fotografías de tus recibos y simplemente cargarlos).
  • Crear facturas profesionales de manera fácil y rápida, y dado que se hace un seguimiento de todos sus gastos, puedes asegurarte de que estás facturando al cliente por cada gasto.
  • Evitar el papeleo
  • Manejar tus impuestos en una fracción del tiempo
  • Vigilar tu inventario y todas tus transacciones
  • Saber exactamente cuánto efectivo tienes, así como a quién hay que pagar

Puede ser una inversión adicional, pero en última instancia, el software de contabilidad también te ayudará a ahorrar mucho tiempo e incluso dinero. Y a veces, el tiempo puede ser más valioso que el dinero.

2) Ahorra tiempo

Como propietario de un negocio, tu tiempo es muy valioso. De hecho, la mala administración del tiempo puede llevarte a perder oportunidades de negocio, perder dinero e incluso llevarte a la depresión si te sientes improductivo.

Sin mencionar que estás perdiendo dinero cada vez que pasas horas en una tarea que, aunque es esencial, no te ayuda a ganar dinero.

En cambio, el invertir en asistentes virtuales o externalizar tareas para ayudarte a liberar tu tiempo será mucho más inteligente. Comienza primero conociendo qué haces con tu tiempo:

  • ¿Qué tareas diarias están ocupando tu tiempo?
  • ¿Qué tareas llevan demasiado tiempo, mucho más de lo que deberían, especialmente aquellas que no te ayudan a hacer crecer tu negocio o no ayudan a ganar dinero?
  • ¿Qué tareas podrían ser manejadas fácilmente por otros?
  • ¿Qué tareas son las únicas que puedes hacer tu directamente?

Dedica un tiempo a revisar los resultados para poder identificar las tareas que llevan demasiado tiempo y deben reducirse de inmediato.

Considera cómo puedes delegar todas estas tareas que consumen mucho tiempo: ¿Pueden tus empleados actuales hacerse cargo de algunas de las tareas? ¿La tercerización sería una inversión que valga la pena?

Es natural ser reticente a confiar en otra persona. Pero la realidad es que no puedes y no debes hacer todo por ti mismo. Sin ayuda, podrías acabar en una tumba o perder tu negocio, simplemente porque no tienes suficiente tiempo para hacerlo todo.

Obtener ayuda puede ser un gasto extra, pero te da más tiempo para ganar aún más dinero, en ese sentido, el tiempo realmente significa dinero.

Algunas tareas que puedes subcontratar incluyen:

  • Creación de contenido
  • Gestión de proyectos
  • Asistente personal / asistente virtual para ayudar con tus tareas cotidianas
  • Procesamiento de nómina y contabilidad

El outsourcing ofrece muchos beneficios: ahorra tiempo, reduce costos, es más eficiente y así sucesivamente.